Crítica ‘True Detective 4’: un regreso que funciona a la perfección con una Jodie Foster brillante

Este lunes 15 de enero llegaba 'True Detective: Noche Polar' a HBO Max, 10 años después de la primera temporada. ¿Estará a la altura?

True Detective: Noche Polar
Kali y Jodie, unidas por un frente común en 'True Detective: Noche Polar' | HBIO MAX

True Detective‘ se convirtió, con tan solo una temporada, en una de las mejores series de la historia. Nos tuvo a los espectadores enganchados semana tras semana, dispuestos a descubrir el misterio que encerraba la investigación de los detectives Rust Cohle y Marty Hart. Mezclando varias líneas temporales diferentes, lo que parecía un caso de asesinato sencillo se iba entretejiendo entre cultos a deidades más antiguas que el tiempo, tráfico de personas y corrupción política. Una historia que salió adelante gracias a Nic Pizzolato y a Cary Jo Fukunaga. Ambos hicieron un tándem espectacular que no consiguió replicarse en el resto de temporadas… hasta ahora, con la llegada de ‘True Detective: Noche Polar’, este lunes 15 de enero en HBO Max y Movistar Plus+.

La segunda y tercera temporada no funcionaron tan bien. La crítica se cebó con ellas, porque Pizzolato no supo encontrar el ritmo necesario. Quizá quedarse solo al frente de la serie fue lo que no acabó de funcionar. Por eso la temporada cuatro, que se estrena 10 años después de la primera, es una vuelta a los orígenes. Ya no solo por la trama y la ambientación, de la que hablaremos más adelante, sino por la confianza en una showrunner diferente, en este caso la mexicana Issa López.

Y ha sido una muy buena decisión, ya que aporta nuevas ideas a ‘True Detective’, pero apoyándose sobre las que funcionaron y la convirtieron en una serie de referencia para los críticos. Otra de las buenas decisión es el cast, apoyado en una magistral Jodie Foster y una brutal Kali Reiss, que sorprende con su personaje. Ahora la pregunta es: ¿merecía la pena una cuarta temporada? La respuesta es SÍ, y tenemos nuestras razones.

¿De qué va ‘True Detective: Noche Polar’?

Cuando la larga noche de invierno cae en Ennis, Alaska, los ocho hombres que operan la Estación de Investigación Ártica Tsalal desaparecen sin dejar rastro. Para resolver el caso, las detectives Liz Danvers y Evangeline Navarro tendrán que enfrentarse a la oscuridad que llevan dentro y escarbar en las atormentadas verdades que yacen enterradas bajo el hielo eterno. 

Alaska en una noche eterna

‘True Detective: Noche Polar’ comienza presentándonos a los personajes de manera pausa, pero radiografiándolos hasta los huesos. Para que los conozcamos bien. Toda la historia se centra en una sola línea temporal (aunque habrá flashbacks, por supuesto) lo que la convierte en algo más fácil de seguir. Al menos a primera vista. El pequeño pueblo de Ennis, en Alaska, se prepara para sus días de total oscuridad. ¿Recordamos ’30 días de oscuridad’, la película de terror vampírica de Josh Hartnett? Pues por ahí van los tiros. Conocemos a la ruda policía Liz Danvers, que claramente ha sido enviada a Ennis en contra de su voluntad. Y también a Evangeline Navarro, conectada a sus raíces, pero que no duda en hacer el trabajo sucio de la policía cuando la situación lo requiere.

Y entre ellas, un caso de asesinato. O eso parece. Una misteriosa muerte de varios científicos de la zona. Algunos de ellos sin ojos. Otros con mordiscos en la piel. Pero todos con una expresión de terror absoluto en el rostro… y todos encontrados desnudos, juntos y congelados en medio de la nieve. Una macabra visión que destapará muchos secretos del pueblo. Ese es nuestro ‘True Detective’. Terror mezclado con drama del intenso. Porque las relaciones que tienen las protagonistas son complicadas, ya no solo entre ellas, sino con sus superiores o amigos de Ennis.

¿Recordamos este símbolo? / HBO MAX

Issa López, la creadora de esta temporada, acierta situándola en la fría Alaska, y más aún, en esa época de noche eterna. Porque no solo desconcierta a los propios personajes, sino al espectador, que nunca acaba de saber cien por cien en qué hora del día se encuentra la historia. Despista, pero en el buen sentido. Y, mientras la investigación avanza (y quedando en segundo plano hasta el capítulo final), también lo hace la tensión en el pueblo. Por todos los frentes.

Terror en la nieve

Los seis episodios funcionan perfectamente (le ha sentado bien el recorte a la temporada, quitando dos episodios con respecto a las anteriores). Y su juego con elementos sobrenaturales, aunque no siempre sale bien, hace avanzar la historia hacia terrenos desconocidos. Sobre todo a partir del capítulo cuatro, con un final brutal y chocante. ¿Recordamos al Rey de Amarillo en la primera temporada? Aquí ocurre algo similar, y hace que se te ponga la piel de gallina.

Porque vuelve a haber ecos a monstruos lovecraftianos, más antiguos que el propio mundo, pero de los que solo intuimos la presencia. Porque ‘True Detective’ no busca mostrar, sino sugerir. Y así lo comprobamos en un final extraño, con un ritmo algo anticlimático, pero con un cierre muy satisfactorio. Quizá en otras manos no habría salido la misma temporada, pero Issa López sabe dónde quiere llegar, y qué medios tiene para hacerlo.

Pero si hay que dar valor a esta cuarta temporada de ‘True Detective’, no podemos pasar por alto las grandes interpretaciones de su reparto. Tenemos a una Fiona Shaw algo desaprovechada, pero que aporta calidad en cada escena en la que aparece. El joven Finn Bennett, cuya relación con la inspectora Liz Danvers es de lo más interesante de su personaje. Ya se especializó en darnos personajes algo turbios bajo esa mirada angelical (‘Kirbi’, miniserie británica muy reivindicable), y aquí vuelve a cumplir con creces. Pero si hay dos estrellas de la serie, esas son Jodie Foster y Kali Reis.

Un dúo icónico

Kali Reis, boxeadora profesional, se mete en la piel de la policía Evangeline Navarro. Y sorprende con su brutal actuación. Un personaje difícil, con mucha personalidad, pero de la que sale airosa, siendo un contrapunto perfecto a la verdadera estrella de la serie: Jodie Foster. Sabíamos que no iba a defraudar, y obviamente no lo hace. No vamos a descubrir a la ganadora de dos Oscars a estas alturas, pero lo hacemos. Porque nos da un personaje totalmente diferente a lo que nos tiene acostumbrados.

Jodie Foster es Liz Danvers. / HBO MAX

En los últimos años, cada vez podemos verla menos en grandes papeles (aunque soñamos con una nueva nominación al Oscar gracias a su película ‘Nyad’ con Annette Bening) por lo que verla protagonizando una serie, y encima ‘True Detective’, nos trae recuerdos de su gran Clarice Starling. Su Liz Danvers es un personaje repleto de aristas, que cae antipática, y que es difícil de defender en ciertas ocasiones. Pero Jodie Foster sobresale y da una de las que será, sin duda, actuaciones del año.

En definitiva, ‘True Detective: Noche Polar’ se sitúa muy cerca de la primera temporada en términos de calidad. Y aunque nos habría gustado algo más explícito en el último episodio, se convierte en una de las series del año, y eso que acabamos de comenzar 2024.

Sigue toda la información de El Televisero desde Facebook, X o Instagram

Más Información

El caso Sancho
Max

Archivado en

· ·