ActualidadRealitys y programas

Un micro abierto indebidamente en ‘Sálvame’ capta lo que crees oír y dará mucho que hablar

Carmen Borrego y Chelo García-Cortés protagonizan esa polémica pillada en ‘Sálvame’ cuando creían que no se les escuchaba y dará que hablar.

Este viernes, 25 de noviembre, se convertía en un día verdaderamente horribilis para la familia Pantoja. Después de muchos altibajos y de varias etapas de ingresos hospitalarios, Bernardo Pantoja, padre de Anabel y hermano de Isabel, perdía la vida los sesenta y nueve años de edad en el Hospital Virgen del Rocío de Sevilla. Una cobertura que ofreció ‘Sálvame‘.

Y es que, como no podía ser de otra manera, los medios de comunicación se apostaron a las puertas del tanatorio durante buena parte del día para seguir minuto a minuto todo lo que iba sucediendo y a fin de poder obtener declaraciones de algún miembro de la saga familiar.

Incuestionablemente, se trataba de un día devastador para los más allegados al difunto. Sin embargo, lo que ha llamado poderosamente la atención es que ni un momento tan duro y delicado, como es la pérdida de un ser querido, sirvió para unir a una familia corrompida por la lucha de intereses y las múltiples guerras internas.

Y en una de ellas se sitúa Magdalena, la tía de Bernardo Pantoja. Ha sido uno de los rostros cercanos al clan que más ha buscado aparecer en la televisión. Se ha sentado en ‘Sálvame’ y el ‘Deluxe’ en repetidas ocasiones y lo ha hecho para dejar no precisamente en buen lugar a Anabel como hija.

Esa cuestión, sumada a que hace unos meses se apuntaba a que podría haber sido esta señora la que hubiera filtrado a la prensa unas imágenes en mal estado de Bernardo en el hospital, parece haber dado lugar a una animadversión irreversible entre la exconcursante de ‘Supervivientes 2022’ y Magdalena.

Es por eso que fue expulsada del tanatorio entre insultos de «sinvergüenza» cuando intento entrar a visitar los restos mortales de su sobrino. Una escena que se pudo ver en directo en ‘Sálvame’, cuya cobertura sobre el fallecimiento estuvo concentrada en el papel de Magdalena.

No obstante, lo que nadie esperaba es que se produjera lo que se presenció en vivo en una conexión con el reportero Kike Calleja. En ese momento, la mencionada invitada sufría un desmayo al no poder aguantar más la presión y se desplomaba al suelo ante el susto de varios colaboradores del programa y de la prensa allí presente.

En cambio, no todos mostraron la misma preocupación. Y es que, mientras se producía esa impactante secuencia, un micro abierto por error captaba literalmente lo que decían por lo bajini Chelo García-Cortés y Carmen Borrego justo cuando se produce el vahído. En el caso de la primera, se le oyó decir «eso es cuento». Y en el caso de la hija de María Teresa Campos, se le escuchó perfectamente comentar: «Pero esto lo hace ella mucho». Es decir, ninguna de las dos tertulianas se creyó ese supuesto mareo e incluso trataron de desacreditarle.

Share:

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *