‘TardeAR’ claudica en la parrilla de Telecinco con la peor noticia tras su fugaz espejismo

'TardeAR' con Ana Rosa Quintana se hunde nuevamente en las tardes de Telecinco y es incapaz de aprovechar el efecto Ángel Cristo

Tras los datos de audiencia de la semana pasada, por encima del 10% en todas las emisiones y con récord de espectadores y coliderazgo el jueves, ‘TardeAR’ ha vuelto a desplomarse fuertemente esta semana, constatándose que todo fue un efímero espejismo y que el infoshow no gusta a los espectadores vespertinos.

Ana Rosa Quintana, sobre la que se atisba una falta de locuacidad y frescura muy evidente, no está atrayendo ni mucho menos al público como la cadena esperaba tras la desatinada cancelación de ‘Sálvame’. Las comparaciones son odiosas, pero conviene hacerlas para comprobar los resultados de decisiones empresariales que, a veces, resultan ser un tropiezo supino. Y es el caso.

‘TardeAR’ ha anotado unos paupérrimos 9,4% y 9,7% de share el lunes y martes respectivamente. Datos que menoscaban gravemente la media global del día de Telecinco. Sorprenden estos unidígitos cuando la mayoría de los programas han subido gracias al efecto de la polémica entrevista a Ángel Cristo. Por tanto, el problema de fondo son los contenidos y el cómo se abordan. También la existencia de una mesa VIP que no representa a absolutamente nadie y que tan solo despierta el sentimiento de vergüenza ajena como ocurrió ayer con Marina Rivers.

Dicho esto, hay que destacar que, por estas mismas fechas en 2022, ‘Sálvame’ se movía en torno al 13%-13,5% de cuota de pantalla, es decir, cuatro puntazos más de lo que ha firmado el programa de Ana Rosa a pesar de poder haber hecho una escaleta con contenidos de interés a raíz de lo de Ángel Cristo y Bárbara Rey como lo está haciendo la competencia. No es de extrañar por tanto que muchos echen de menos al espacio de La Fábrica de la Tele en plena polémica entre madre e hijo.

Como decimos, esta nueva caída en audiencias de ‘TardeAR‘ se produce después de que el formato de Unicorn Content despuntara algo y obtuviera un 11,2% el pasado jueves. Una cifra que Mediaset celebró muy aventuradamente bajo la exclamación de «¡vaya datos!». Una reacción, por cierto, cuanto menos curiosa. Y es que lo que con ‘Sálvame’ era mínimo histórico y un mal dato, con Ana Rosa ahora es máximo, récord y demás parafernalia grotesca.

El caso es que fue un pequeño oasis en el desierto por el que están transitando porque, nuevamente, se ha demostrado la gran debilidad del magacín y la inapetencia que provoca entre los espectadores el tipo de contenidos que se tratan y la forma tan aletargadora de hacerlo. En cambio, Sonsoles con un 12% y La Promesa con un 11,7% no le dieron opciones a una oferta que mucho tiene que cambiar para salir del hoyo. Porque no, no es el espectador el que se tiene que acostumbrar al nuevo modelo como pretende Telecinco; es Telecinco quien se debe adaptar a los gustos del público. Y si no, jamás se recuperarán de estos desastrosos resultados.

Sigue toda la información de El Televisero desde Facebook, X o Instagram

Más Información

Adara cuenta toda la verdad de sus lesiones en 'Así es la vida'
Ana Rosa y Máximo Huerta en 'TardeAR'.